lunes, 20 de junio de 2011

Estoy en "esos días"



Y sí!... es inevitable, salvo que nos hagamos una histeroctomía o hayamos pasado los 50, Andrés viene una vez por mes.


Digámoslo con todas las letras: M-E-N-S-T-R-U-A-C-I-Ó-N


Qué mierda, che!


Son esos días en que si no estás hinchada como un cerda, tenés un dolor de cabeza que te parte en dos. Igual te digo, es una excelente excusa cuando vas a comprar ropa y el talle que te da la vendedora te queda chico y te mira con cara de "Pará gorda! dejá de comer!", entonces vos le decís "Estoy indispuesta, por eso estoy un poco hinchada".



Indispuesta... qué manía de hacernos creer que la menstruación es una enfermedad, porque que yo sepa los que se indisponen son los enfermos! o decir "estás con la regla" ... qué catzo es eso de "la regla", qué mierda tenemos que medir para decir que estamos con "la regla", o estoy "con el periodo", con el período de qué? período de sangre y guerra! porque que nos ponemos irritables, seguro!


Se ha tejido tanta pelotudez alrededor de la menstruación que no se puede creer.


Cuando era chica una vez una vieja me dijo: "Si te bañas, se te corta" ... vieja sucia!!


Otra vez mientras batía una crema para una torta, se cortó la crema y una amiga me dijo "¿estás indispuesta?", PERO LA PUTA QUE TE PARIÓ! SOLO SE CORTÓ LA CADENA DE FRÍO!


Otra! que sirve para engualichar a los hombres, poniéndole un poco de tu menstruación en la bebida... QUÉ ASCO!!!!!! Pobre tipo!!!!


Y qué podemos decir de las toallas higiénicas. Yo me acuerdo cuando era chica y me ponía los pantalones ajustados, le decía a mis amigas: "che, fijate, fijate si se me nota!" y me daba vuelta para que me mirara el culo, a ver si tenía un bulto de la toalla.


Encima nos daba vergüenza ir a comprar toallas higiénicas a la farmacia, lo pasabas por la caja y ya pensabas que el cajero te miraba con cara rara.


Lo peor es que cuando salís te tenés que llevar una toallita de repuesto en la cartera, si me habré confundido los pañuelos descartables con las Siempre Libre! o cuando dejás alguna en la cartera meses, años... pero siempre llega ese momento en que se te adelantó y aunque esté gastada, casi despellejada te termina salvando del apuro!

1 comentarios:

La Tigresa Márquez dijo...

Yo me despedí hace tiempo de las toallitas... uso la copa menstrual :) la recomiendo!